top of page

Roles en la construcción: Arquitectos, constructores e ingenieros.

El mundo de la arquitectura y la construcción se enriquece con la colaboración entre arquitectos, constructores e ingenieros. Mientras el arquitecto da forma a la visión, el constructor la materializa en la realidad y el ingeniero garantiza su funcionalidad y seguridad. Juntos, colaboran para crear espacios cómodos, funcionales y sostenibles que mejoren la calidad de vida de quienes los habitan.



Sin embargo, cada uno desempeña un papel único y fundamental en el proceso de creación y materialización de viviendas o estructuras innovadoras y funcionales.


En Estudio Verona, dividimos la ejecución de cada obra en tres etapas distintas. La primera etapa, conocida como la fase de obra negra, se centra en las labores preliminares llevadas a cabo por ingenieros, incluyendo movimientos de suelo, instalaciones de bajo platea, y la ejecución de estructuras de hormigón resistentes, entre otras tareas. La segunda etapa, denominada obra gris, consiste en la ejecución de tareas generales como aislaciones, instalaciones y revoques, realizadas por arquitectos especializados. Por último, la tercera etapa, conocida como obra blanca, se enfoca específicamente en las terminaciones finales del proyecto, tales como la nivelación del terreno, la aplicación de pintura, la colocación de solados, la instalación de muebles y artefactos sanitarios entre otras labores, a cargo de las arquitectas del equipo.


¿Por qué dividimos la ejecución en etapas? 

Dividir cada obra en diferentes etapas nos proporciona numerosos beneficios. En primer lugar, nos brinda un mayor control sobre el proceso de construcción, permitiéndonos supervisar de cerca cada fase y tomar medidas correctivas según sea necesario. Además, esta metodología nos ofrece una mayor precisión en la planificación y ejecución de cada tarea, lo que reduce la probabilidad de errores y retrasos. Asimismo, al seguir un enfoque estructurado y metodológico, podemos optimizar los recursos disponibles y maximizar la eficiencia en el trabajo. Por último, la división aporta simplicidad al proceso, facilitando la gestión y coordinación de los distintos equipos y actividades involucradas en la obra. En conjunto, estos aspectos contribuyen a mejorar la calidad, la productividad y la satisfacción tanto de nuestro equipo como de nuestros clientes. 


¿Cuál es el rol de cada especialista en la construcción?

El constructor, es el encargado de llevar a cabo la realización física del proyecto arquitectónico. Es el líder en el terreno, dirigiendo y ejecutando los trabajos necesarios para materializar la visión del arquitecto. Desde la programación hasta la coordinación, conducción, ejecución y control, se asegura de que cada detalle se lleve a cabo con precisión. El arquitecto es el visionario detrás del proyecto, encargado de dar forma a las ideas y necesidades del cliente. Desde el inicio del proyecto, define los objetivos, diseña los planos junto las especificaciones técnicas y supervisa el desarrollo de la construcción. Por último, los ingenieros diseñan y supervisan la instalación de servicios de construcción para garantizar su funcionamiento adecuado.  


Comments


NOTICIAS

bottom of page